TAMIFLU® u Oseltamivir

Reformas al sistema de atención de salud
16 junio, 2016
Infecciones, epidemias, vacunas
19 junio, 2016

TAMIFLU® u Oseltamivir

 

El Oseltamivir o Tamiflu® es un antivirósico para el tratamiento de la influenza en pacientes que han tenido síntomas por no más de 2 días, aprobado en Estados Unidos por el FDA (Food and Drug Administration) para edades de 2 meses y más (American Pharmacists Association. Pediatric & Neonatal Dosage Handbook. 20th. Edition, 2013. Ed.: Carol K. Taketomo, Jane H. Hodding, Donna M. Kraus. pp1405-1409. Lexicomp. Wolters Kluwer). Sin embargo, estudios sobre evidencias favorables, no le son favorables. Igualmente se utiliza para la profilaxis o prevención de aquellos expuestos a la infección por influenza, a partir del año de edad.

 

El Comité Consultor sobre Prácticas de Inmunizaciones de los Estado Unidos (ACIP: Advisory Committee on Immunizations Practices) recomienda su uso como tratamiento en (1) personas con enfermedad severa, complicada o progresiva; (2) personas hospitalizadas; (3) personas de alto riesgo por complicaciones, como son: niños menores de 2 años, adultos de 65 años o mayores, personas con enfermedades crónicas pulmonares o cardiovasculares, personas con enfermedades metabólicas crónicas como la diabetes mellitas, enfermedades hepáticas, trastornos renales, enfermedades de la sangre o inmunosuprimidas por razones congénitas o adquiridas, personas con trastornos neurológicos o neuromusculares, convulsiones, parálisis cerebral, derrames cerebrales, retardo mental, retardo psicomotor del desarrollo o distrofia muscular que comprometerían la respiración, personas menores de 19 años de edad que están en tratamiento crónico con aspirina, personas en estado de obesidad morborsa (BMI ≥ 40), ancianos en hogares especiales; (4) podría considerarse en personas jóvenes previamente sanas con diagnóstico de influenza confirmado, a criterio de sus médicos.

 

La profilaxis o prevención puede hacerse solamente si se comienza dentro de las primeras 48 horas de la exposición más reciente.   Por eso es profilaxis post exposición.

 

Está justificada para personas o familias que viven en el mismo domicilio y estrechamente con pacientes con alta sospecha o probada infección por influenza, y que constituyen el grupo de alto riesgo para complicaciones: menores de 5 años, mayores de 65 años, embarazadas, personas con enfermedades crónicas debilitantes, aunque hayan sido vacunados en las 2 semanas precedentes, o, en otras palabras, que su contacto haya sido en las últimas 2 semanas después de haberse vacunados. Podría considerarse en trabajadores de la salud no vacunados que no han trabajado con equipo protectivo y han estado en contacto con enfermos probados. Realmente, la profilaxis solo estaría indicada en grupos de alto riesgo por las complicaciones del flu, que no pueden protegerse de otra forma. Y, aquellos que habitan un hogar o instituciones con personas de alto riesgo para complicarse, como los hogares para ancianos.

 

La ACIP también recomienda profilaxis para los niños menores de 1 año de edad cuando haya indicaciones.

  

Dicho esto, es necesario llamar la atención sobre lo que puede considerarse un mito o mitos, con respecto al uso desordenado o automedicado del Oseltamivir. Es necesario llamar la atención sobre la consecuencia más seria por el uso indiscriminado de este y otros antivirósicos:

 

(1) la creación de resistencia del virus de la influenza al medicamento.

 

(2) También es importante señalar que el Oseltamivir no cura la influenza. Podría aminorar las molestias.

 

(3) Y es también importante enfatizar que Oseltamivir o Tamiflu® no reduce los riesgos de hospitalización.

 

(4) La revisión minuciosa de la literatura sobre el Oseltamivir no da indicios sobre la influencia del medicamento respecto a complicaciones como las infecciones bacterianas serias.

 

(4) Tampoco se puede decir que el Tamiflu® reduzca la transmisión viral. La aprobación del Oseltamivir por la FDA para profilaxis está basado en su probada capacidad de reducir las posibilidades de influenza sintomática.

 

(5) El Tamiflu® reduce la duración de la enfermedad en cerca de un día. Los estudios son difíciles de analizar en este sentido porque no fueron diseñados con ese objetivo.

 

 

No se automedique con antivirósicos, no importa sea éste el Oseltamivir. Su médico es el responsable de su uso y él conoce bien los efectos adversos que van desde dolores abdominales hasta alucinaciones. Su juicio será la razón principal para que se le recete al enfermo o al contacto a riesgo de complicaciones.

Pedro Vargas
Pedro Vargas
El Dr. Vargas tiene como pasatiempos muy entrañables la lectura y la fotografía. La lectura de biografías, cuento, ensayo, historia y bioética, tema este último que lo lleva a tener una sección en Pediátrica de Panamá, la revista científica de la Sociedad Panameña de Pediatría. El paisaje urbano, el retrato, la Naturaleza son sus temas favoritos. La fotografía es un instrumento para ver la vida, su interés primordial, como dijera Henri Cartier Bresson alguna vez: “La fotografía no es nada, es la vida lo que me interesa a mí.”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.