¿Cree en magia? Cuando es charlatanería

¿Cree en magia? 100 millones menos infecciones
16 marzo, 2015
Circuncisión neonatal
19 marzo, 2015

¿Cree en magia? Cuando es charlatanería

Medicina Alternativa

Cuando al Brujo de Antón le llega un paciente terminal con cáncer, él demuestra más sabiduría que el médico del pueblo que lo desautoriza. “Yo te curo del Mal de Ojo, pero vete al Oncológico en Panamá para que te curen el cáncer”.

Hay enfermedades frente a las cuales el arte y la ciencia de la Medicina son impotentes. De allí nace una alternativa a la forma tradicional de aliviar y curar al individuo con variados nombres: complementaria, holística, naturalista, alternativa, naturopática, no convencional. Practica la acupuntura, el masaje, la rectificación o alineamiento, la hipnoterapia, la iridología, la meditación, el herbalismo, la aromaterapia, la homeopatía, la reflexología, el Shiatsu y el Yoga, el Reiki y una miríada de otros instrumentos, cotidianos unos, esotéricos otros, que no son parte del armamentarium diagnóstico ni terapéutico de la medicina convencional.

“La ignorancia es la madre del atrevimiento” y más válido no puede ser cuando oyes a un charlatán afirmar que la terapia china con hierbas es superior para los pacientes con el SIDA que las terapias antiretrovirales. Si todo se quedara en ser atrevido pero cruza el umbral de la muerte prevenible. Hace unos meses, un médico del interior del país le aconsejó a una joven mujer con SIDA que él la curaba con hierbas y quelación. Al desviarla del uso de anti virales, le acortó la vida y le desmejoró el tiempo que le quedaba.

Como si fuera poco, para ese tratamiento alternativo, le pedía la suma de dos mil balboas. Un crimen, una maldad y un robo. Como lo es evangelizar contra las vacunas o contra la pasteurización de la leche. Como es “remover la estática del sistema nervioso central para curar la parálisis cerebral.

Pero estos charlatanes de las terapias alternativas también usan medicinas nocivas o “menjurjes” con sus nombres propios, cuyos componentes usualmente no tienen ningún valor terapéutico; venden los suplementos alimenticios o curativos como venden películas y libros sobre sus mágicas terapias. Desafortunadamente la magia no está libre de producir daño. La kava (Piper methysticum) es promovida como “relajante muscular que trae calma al individuo sin ser adictiva”. Sin embargo produce daño hepático severo y a pesar de que esto ha sido alertado por la agencia de alimentos y drogas de los EEUU, se vende por montones. Hay un mercado de ingenuos manipulado por farsantes.

¿Cuántos pacientes con el Síndrome de Down, epilepsia, parálisis cerebral, autismo o dislexias son expuestos a terapias dañinas y mortales, incluso de padres médicos? No se sorprenda pero son muchos y en todas partes. ¿Cuántos pacientes con cáncer terminal se les ha precipitado la muerte con la aplicación de enemas de café y de bicarbonato de soda? Muchos, para no denunciarlo.

Pedro Vargas
Pedro Vargas
El Dr. Vargas tiene como pasatiempos muy entrañables la lectura y la fotografía. La lectura de biografías, cuento, ensayo, historia y bioética, tema este último que lo lleva a tener una sección en Pediátrica de Panamá, la revista científica de la Sociedad Panameña de Pediatría. El paisaje urbano, el retrato, la Naturaleza son sus temas favoritos. La fotografía es un instrumento para ver la vida, su interés primordial, como dijera Henri Cartier Bresson alguna vez: “La fotografía no es nada, es la vida lo que me interesa a mí.”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.